Convencidos de la importancia que tiene la salud mental, seguimos ofreciendo a nuestro equipo acompañamiento profesional en espacios que promueven el encuentro para conversar sobre cómo ha afectado nuestro día a día las medidas tomadas a partir de la pandemia de Covid-19, así como para compartir recomendaciones que permiten afrontar de mejor manera los diferentes cambios que se han presentado en el país y el mundo.

En la más reciente edición de las Jornadas especiales sobre autocuidado emocional, se desarrolló el tema de humor y resiliencia, dado que según nos cuenta Monserrat Reyes, psicóloga del equipo Personas y Cultura, “mantener el sentido del humor es de las mejores herramientas para enfrentar la adversidad, por lo que evocar y provocar estados de ánimo satisfactorios debe ser un ejercicio para realizar frecuentemente”. 

Durante la sesión, los participantes además de recibir algunas recomendaciones para conectarse con la risa, compartieron sus experiencias en relación al tema, destacando la utilidad de tener momentos divertidos con risas incluidas, recordando anécdotas familiares o viendo videos humorísticos.   

Beneficios de la risa como terapia

Para Guisela Fernández, psicóloga del equipo Personas y Cultura, disponer tiempo para reír desde la mirada terapéutica contribuye en gran medida para el cuerpo y la mente, por ello detalló algunas bondades: 

  • Disminuye los niveles de estrés, mejora el insomnio y fortalece el sistema inmunológico.
  • Alivia el dolor ya que aumenta la producción de analgésicos naturales.
  • Mejora el estado de ánimo y la actitud ante la vida. 
  • Potencia la imaginación y la creatividad

Estos entre otros beneficios, podemos obtenerlos al promover la risa de manera individual o grupal, tomando en cuenta que la tecnología nos permite tener acceso a diferentes opciones terapéuticas, recordando siempre lo importante que es permitirse un tiempo de conexión con lo grato.

Nuestro equipo de Personas y Cultura continuará desarrollando este tipo de iniciativas. Las jornadas desde su inicio han sido consideradas como un espacio de encuentro que contribuye a liberar la tensión emocional que se produce con las diferentes situaciones y aconteceres del día a día.